Viaja en avión con tu equipamiento deportivo

Publicado por Javier el 10 de agosto de 2017

¿Vas a viajar en avión y quieres llevarte tu equipamiento deportivo? Prepárate para exprimir tus vacaciones sin dejar de entrenar. 

Viajar en avión con equipamiento deportivo es pan comido.

Deshincha las ruedas y balones.

Si vas a viajar con tu bicicleta o con balones de fútbol o baloncesto es importante que los deshinches para evitar que exploten o sufran daños durante el vuelo. El personal de la aerolínea puede pedirte comprobar si están correctamente deshinchados, de no ser así probablemente te hagan dejarlos en el aeropuerto.
Eso sí, puedes llevar a bordo una pelota de tenis o padel, no para jugar un partido mientras dura el vuelo sino para relajar los músculos y bajar la tensión que se puede producir durante el vuelo. Tan solo tienes que masajear la zona presionando ligeramente con la pelota para sentir alivio. Además, es una forma buenísima para mejorar la circulación.
 

Protege bien el equipamiento deportivo.

Si viajas con bici, tabla de surf o raquetas y no te apetece pasarte unas cuantas horas reclamando en el aeropuerto por su deterioro, es importante que las protejas bien en casa. Además de usar su mochila para transportarlas, utiliza papel de burbuja, caja de cartón o plástico resistible. Es un truco muy barato y efectivo que no falla con los golpes. Si no lo tienes en casa, algunas compañías venden en aeropuertos las cajas para embalar tu equipo.
 

Llega al aeropuerto con tiempo suficiente para hacer el check-in.

Según el tipo de material deportivo con el que viajes puede que tengas que depositarlo en otra cinta como suele el ser el caso de las bicis o los palos de golf. Sumado a las huelgas que a veces surgen en verano en los aeropuertos, intenta llegar con bastante tiempo para evitar carreras por la terminal. En algunas compañías aéreas la reserva de espacio debe efectuarse con un mínimo de 24 horas antes de que te presentes en facturación.
 

Revisa los términos y condiciones de las aerolíneas para viajar con equipos deportivos.

Cada aerolínea tiene unos precios, medidas y peso específicos para el material deportivo. Algunas permiten solo 23 kg y otras incluso 32 kg. No olvides revisar antes de comprar el billete de avión, los términos y condiciones propios de la aerolínea.


Como ves, viajar con tu equipamiento deportivo es mucho más sencillo de lo que parece, solo hay que planificarlo con un poco más de cariño. Este verano vas a poder explotar tu espíritu deportivo sin acabar con tu bolsillo ni tu paciencia.

¿Estás listo? ¡A disfrutar de las vacaciones!

 

Comentarios (0)
Mostrando 0-0 de 0